Cruyff Classics presentó el pasado jueves su nueva colección Tiki Taka en la flagshipstore de Barcelona con la participación del campeón de freestyle footbag, Honza Weber.
Johan Cruyff dedicaba todo su tiempo libre a jugar a fútbol, un fútbol callejero y de escasos recursos que consolidarían una maravillosa técnica y una personal manera de entender el fútbol, como otra parte más de la vida. El fue el padre de un estilo de juego característico que se bautizó como Tiki Taka.
Desde Cruyff Classics se ha transformado esa sabia herencia de la calle en una colección en negro y dorado que se compone de una zapatilla y una pequeña pelota de edición limitada creada para auténticos fans del fútbol en estado puro. Este pequeño balón pretende ser el icono que homenajee al estilo ‘Tiki Taka’.
En el evento que tuvo lugar en la tienda-museo, situada en el Born de Barcelona, asistieron personalidades del motor como Toni Elias o Ricky Cardus.
Cruyff Classics
 
En 1974, Cruyff diseñó su propia camiseta para la selección holandesa de fútbol. Ante el éxito que, desde el primer instante obtuvo, surgió la idea de crear una sofisticada línea deportiva inspirada en sí mismo.
Hoy en día, Cruyff Classics supone, tanto en moda como en estilo de vida, la marca de autor por excelencia de football luxury. La firma está confeccionada con los más altos estándares de calidad, proponiendo una línea de ropa y calzado pensada para ofrecer al público una combinación perfecta entre moda y lujo.

(Imágenes cortesía de Cruyff Classics)