En anteriores artículos os he hablado de la inauguración de la terraza de este hotel barcelonés símbolo de clase y lujo discreto pero poderoso.

10510386_10152344183843229_1085411400_n

En esta ocasión os relato nuestra última experiencia gastronómica avalada por la página web Clubkaviar en la terraza del Hotel Claris ***** GL, con buen clima, vistas de excepción y todavía mejor compañía.

10510196_10152344170053229_224069797_n

Aunque optamos por comer a la carta, el restaurante ofrece un menú ejecutivo de medio día y un menú degustación que por ejemplo, se compone por un aperitivo en mesa, como un Salmorejo con bogavante y Ensalada de Papaya Tomate y Cangrejo; una carne y un pescado de la carta, un pre-postre y un postre como la mousse helada de coco con sopa de mandarina.

10517114_10152344185738229_2020182472_n

Esta experiencia a la carta puede empezar con entrantes de autor como la Ensalada de manzana verde, apio y gambas; la Terrina de Foie con higos y puré de dátiles, el salmorejo con bogavante; el Ceviche de Lubina; la Ensalada de verduras y frutas con germinados; el carpaccio de Wagyu con salsa de mostaza y Parmesano; el Tartar de salmón rojo marinado con algas y aguacate o la Ensalada de papaya verde, tomate y cangrejo.

10514862_10152344208328229_822373826_n

También se puede optar por clásicos de toda la vida como el Jamón ibérico con pan con tomate o el Huevo poché con patata violeta y caviar y entre los caviares la selección incluye Beluga, Nacarii Selección de la Vall D’Aran o el persa Passió Imperial.

10518884_10152344208118229_755949059_n

De las especialidades de pescado destacamos el Lomo de bacalao con cous-cous de cítricos; el Rodaballo a la mantequilla de avellana y celeri asado; el pescado de lonja a la provenzal con falso gnocchi de broccoli o el clásico Arroz de langostinos y bogavante.

Para los más carnívoros las tentaciones no son pocas, desde el Filete de ternera marinado con terrina de patata, el Carré de cordero con Costra de hierbas y cremoso de patata, el secreto ibérico con salsa de ostras, el Steak Tartar, el Chuletón de ternera con patata asada y piquillos confitados o la Hamburguesa de Wagyu con cebolla confitada: sencillo y genuino.

No es sorprendente que no nos quedara sitio para el postre, de esta manera dejamos de nuevo las dulces tentaciones para nuestra próxima visita.