Respetando al máximo el concepto inicial de cocina catalana que estableció en su día Fermí Puig, el Restaurante Petit Comitè de Barcelona  reabre de nuevo sus puertas bajo la dirección y atenta mirada de Nandu Jubany, uno de los grandes nombres de la alta cocina de nuestro país, poseedor de una Estrella Michelín.
Situado en uno de los pasajes más exclusivos de la Ciudad Condal, el de la Concepción, su nueva imagen, obra del estudio Lagranja Design,  invita al comensal a adentrarse en un espacio gastronómico donde poder saborear la mejor cocina tradicional catalana, sintiéndose en todo momento como en casa.
———-
Jugando conceptualmente y a nivel semiótico con la tradición, al igual que en las antiguas casas de pagès, dos ocas, obra del reconocido escultor Jordi Yaya Tur, sobrevuelan y custodian la entrada.
Consideradas por muchos chefs de todo el mundo la reina de las aves, son ha día de hoy el símbolo que representa la nueva etapa de este emblemático restaurante.
—-
Nandu Jubany es considerado uno de los embajadores por excelencia de la cocina catalana en el mundo.
—-
Su decoración destaca por la calidez que emanan los materiales utilizados y sorprende por el impacto que producen sus puntuales e intensas pinceladas de color.
———-
Al igual que la filosofía que rige el recetario de la cocina, su estética se nutre de la tradición de una cultura rica y próspera que día a día se reinventa a si misma, adaptándose a los gustos de su tiempo.
—–
Cálidos tonos tierra conviven en armonía con vivos colores fríos ofreciendo como resultado una hermosa y armónica antítesis visual presidida por un ritmo lineal y racionalista.
—-
Adaptándose a las distintas exigencias del día se han creado tres espacios con los que satisfacer las necesidades de cada cliente.
El primero situado en la planta baja, está presidido por una barra donde poder tomar una copa rápida mientras se espera a alguien. Su carta ofrece desde el mejor marisco de Barcelona hasta el más sabroso embutido de Vic pasando por un sin fin de elaboradas tapas con las que hacer más llevadera la espera.
La segunda planta se divide en dos espacios, uno de estética neo industrial presidido por paneles de vinilo que recrean los distintos tipos de sembrados a vista de pájaro y otro más solemne donde poder celebrar importantes reuniones de trabajo o sorprender a nuestros acompañantes con vistas en vivo de la cocina.
—–
Cada rincón está repleto de detalles de lujo que refuerzan la filosofía creativa del espacio.
Detalle de la vajilla de cerámica de Sargadelos.
—-
En un momento tan mágico y especial numerosos amigos y compañeros de profesión quisieron mostrarle su apoyo.
Pudieron verse destacadas figuras de la alta gastronomía  de la talla de Carme Ruscalleda.
—-
May Hoffman, conocida internacionalmente por el prestigio y reconocimiento de su repostería también estuvo presente.
—–
Rafael Soldevila, copropietario del establecimiento y de otros complejos como el lujoso y exclusivo Majestic Hotel & Spa de Barcelona, flanqueado por su hijo Rafael Soldevila, Director de las exitosas pizzerias al corte “La Fermata” (Que en breve inaugurará un nuevo punto de venta) y Gemma Ravasi, Directora de Operaciones de Majestic Hotel Group.
—-
En el centro Carlos Abellán Director del Restaurante Bravo del Hotel W y Romain Fornells, Director del Restaurante Caelis del Hotel Palace de Barcelona.
—–
De izquierda a derecha: Gemma Ravasi, Directora de Operaciones de Majestic Hotel Group, el líder de opinión del sector del lujo Eloy Privé y Mariate Ruiz de Ojeda, señora de Biosca, disfrutando de la velada.
—–
A lo largo de la noche pudieron degustarse más de 22 tapas de lujo de las que destacar los canelones de conejo con trufa, las tostadas con trufa de Osona, la coca de foie con manzana caramelizada y la piña a l’ast caramelizada con helado de coco y yogurt.
La protagonista indiscutible de la noche fue esta paellera en la cual se elaboró en directo un sabroso arroz al estilo del senyoret para más de cien comensales.
—-
Su carta está compuesta por platos típicos de la gastronomía catalana elaborados con productos de temporada y de la huerta.
Prueba de ello es esta ensalada de escarola con trufa, habas y foie.
—–
La presentación es cuidada al máximo.
 
Guisantes del Maresme con tocino y morcilla.
—-
Los amantes de la carne no pueden olvidar pedir estas deliciosas y crujientes orejas de cerdo asadas con patatas y picada. 
—-
Ni este fricando con ternera y alcachofas fritas.
Esta ensalada de perdiz escabechada con escarola y granada es a día de hoy uno de los platos que más gustan al comensal local.
—-
Como broche de oro a una velada única y excepcional repleta de reencuentros y sorpresas nada mejor que saborear este pijama by Nandu Jubany elaborado con melocón en almíbar natural, piña caramelizada, helado y flan de huevo.Imágenes cedidas por cortesía de Petit Comitè.

—-